LDC

En el campo

Nueva Política de Sustentabilidad de la Soja

06.25.2018

Dado que la industria de la soja está creciendo tan rápidamente, administrar nuestra cadena de suministro de manera sustentable se está tornando cada vez más urgente.

Las cifras lo dicen todo.

El aceite de soja ya es el segundo aceite más utilizado en el mundo. Y se estima que la producción global de soja continuará creciendo significativamente, para brindar tanto aceite comestible como alimento proteico para ganado. Y esto no es ninguna sorpresa, puesto que la soja es más rica en proteínas que la leche, los huevos e incluso el cerdo.

Recientemente, la demanda de soja se ha visto también impulsada por el sector de los biocombustibles, que utilizan el cultivo para producir alternativas para los combustibles fósiles.

Pero la producción de soja tiene un costo para el medio ambiente y para las comunidades locales. En LDC, nos hemos comprometido activamente con nuestros socios en toda la cadena de suministro, y más allá, a minimizar los impactos adversos y ayudar a la industria a crecer de manera sustentable: el desafío es generar ingresos para los agricultores y la industria, brindando empleo y ganancias valiosas, pero también proteger la biodiversidad y preservar recursos y hábitats naturales valiosos desde el punto de vista ecológico.

“Como líder en la industria agropecuaria, LDC tiene un rol clave en la respuesta a estos desafíos”, afirma Gonzalo Ramírez Martiarena, CEO global de LDC.

Trabajar en sociedad

Nuestra nueva Política de Sustentabilidad de la Soja define nuestra intención respecto del impacto medioambiental, los derechos humanos, las prácticas laborales y las medidas preventivas de corrupción y soborno en relación a la producción de la soja. También subraya nuestro compromiso continuo por cumplir las ocho convenciones fundamentales de la Organización Internacional del Trabajo (OIT).

El gobierno y las sociedades comerciales y civiles tienen, todos, un interés en estos asuntos, como los agricultores y nuestros clientes y socios comerciales, por lo cual vemos la colaboración como la clave para un futuro más sustentable.

Trabajamos con el Foro de Commodities Blandos en el Consejo Empresarial Mundial para el Desarrollo Sustentable, y con una amplia variedad de expertos y socios dentro de la industria y fuera de ella, incluyendo organizaciones de certificación, para lograr un efecto positivo teniendo en cuenta al mismo tiempo los intereses de todas las partes involucradas.

“Creemos realmente que trabajar juntos en pos de estos intereses es lo más importante porque, así como todos enfrentamos los mismos desafíos, sólo podemos abordarlos si trabajamos unidos”, añade Gonzalo Ramírez Martiarena.

Este enfoque hacia la colaboración se encuentra alineado con los esfuerzos globales de LDC por cumplir las Metas de Desarrollo Sustentable de la ONU, establecidas en el año 2015.

Crecer responsablemente

André Roth, Director de la Plataformas de Oleaginosas y de las Plataformas de la Cadena de Valor de LDC, describió cómo la nueva política aborda el desafío de producir suficiente alimento para una población global en rápido crecimiento, protegiendo a la vez la sociedad y el entorno en el que todos vivimos.

“El desafío es utilizar los recursos limitados de una manera eficiente y responsable. Esto es parte de nuestra actividad diaria, y como cualquier otra empresa podrá afirmar, hacerlo de manera exitosa es un indicador claro de un rendimiento sólido”, declara André. “En este sentido, preservar los recursos cada vez más escasos – incluyendo la tierra, el agua y los bosques – no es sólo un asunto de sustentabilidad – tiene sentido desde una perspectiva comercial y responde al sentido común”.

© 2018 Louis Dreyfus Company

Cookies.

Utilizamos cookies para recordar sus preferencias y ofrecerle la mejor experiencia en nuestro sitio web. Por favor, haga clic en el botón para aprobar el uso de cookies. Por más información, lea nuestra política de privacidad.